Robótica con sistemas multi-agentes

Enjambres inteligentes en tus manos

Ricardo Mastachi Torres

 

Odoo CMS - a big picture


La robótica es un área de estudio que año tras año abre sus fronteras a nuevos retos. Actualmente existen robots que limpian casas, ensamblan productos e incluso atienden a las visitas, sin embargo sus capacidades están limitadas, y esto  es un problema que como persona conocemos: enfrentar los retos solo es peor que en equipo.    Cuando se trabaja en equipo se buscan diversas perspectivas de una situación y una planeación para repartir el trabajo, que generalmente resulta en mejores productos en menos tiempo. Lo mismo puede suceder con los robots, sistemas multi-agentes es el área de la robótica que estudia y busca maneras para que robots autónomos sean capaces de trabajar colaborativamente.

Uno de los casos más sobresalientes es el “Enjambre de mil robots” de Harvard, que corresponde a la imagen anterior y al video. En él se observa una multitud de robots,  cada uno apenas logra desplazarse, y encender un LED, pero sus capacidades en equipo son menos limitadas.Aquí sólo planean rutas para formar figuras, pero en un futuro podrían servir para construir alguna estructura o recolectar información simultánea en un área extensa

 
 
 

El tema de la robótica multi-agente se remonta a la ciencia ficción, ha tenido menciones memorables como el relato de Isaac Asimov, “Atrapa esa liebre” del libro “Yo, robot” pasando por las películas de “La Guerra de las Galaxias(Star Wars)” en las que varios robots trabajan juntos para lograr un fin común. Una de sus últimas apariciones fue en la película de Disney “Grandes Héroes(Big Hero 6)”, donde el protagonista crea miles de pequeños robots que toman la forma que él imagina.

Sin embargo, esta clase de desarrollos enfrentan grandes problemas, entre estos están: la toma de decisiones, la descomposición de tareas, conectividad, planeación de rutas y las arquitecturas multi-agentes. 

Afortunadamente, varios investigadores alrededor del mundo han propuesto soluciones.

Entre estos logros está determinar para qué tareas podrían servir estos robots. 


Por ejemplo, auxiliando en la toma de decisiones, reuniendo información, construyendo, analizando información o incluso para destruir, también pueden utilizarse para minimizar tiempos y costos, tomar rutas más cortas, evadir obstáculos con mayor facilidad. Sus características les permiten integrar sus comportamientos para lograr objetivos más grandes, dividir y vencer.

Cuando se hacen aplicaciones multi-agentes, hay que hacer uso de todas las herramientas a mano, desde las gráficas de Gantt, que sirven para asignar y organizar tareas. Técnicas como PERT (de las siglas en inglés Program Evaluation Review Technique ó Técnica de Evaluación y Revisión de Programa), que coordinan en el tiempo, permiten identificar rutas críticas y optimizan o delimitan una tarea.

Actualmente, esta área de la robótica se practica como un deporte: ¡Futbol con robots en la RoboCup!. El seguir desarrollando algoritmos que permitan a los robots hacer más cosas, así como desarrollar su hardware, permitirá que en un futuro veamos robots como el T-1000 de la película Terminator 2, aunque con fines menos destructivos, capaces de adaptarse a cualquier medio, transformarse y ejecutar tareas para áreas como aeronáutica, topografía, búsqueda y rescate incluso arquitectura. ¿Te imaginas vivir en un robot? ó ¿tener un ayudante con esas características?













Compartir